Los impagados

La historia ficticia de un hecho real

Nuestra historia comienza con una llamada telefónica dirigida a cualquier “Jefe”, Gerente, Administrador de una pequeña, mediana, gran sociedad.

La llamada la pasa la telefonista, indicando que procede de su Director de Banco.

El “Jefe” como siempre teme lo peor.

Efectivamente, la devolución de varios efectos, vuelve a colocar en números rojos la ya exprimida cuenta bancaria de la sociedad y el director de banco no duda en colocar aquella remesa, entregada tan solo hace unos minutos, en “cubrir” esos números rojos, a pesar de que mañana día 30 habrá que pagar al personal.

El empresario, agobiado, decide actuar con prontitud. Llama al cliente, cuyas letras ya habían sido renovadas en tres o cuatro ocasiones, y para su sorpresa ¡No tiene contestación¡

El no sabe que ya ha cambiado de nombre… que ahora la sociedad está a cuatro calles más abajo, de donde hace 90 días estaba….

Al día siguiente, su representante le dice que han cerrado, que ya no están. SE SIENTE ESTAFADO E INDIGNADO.

Por fin, dolido y engañado, decide llevar el asunto al “Abogado”.

Después de atender la quejas y razones del enfurecido empresario, el letrado , con honradez le informa que “ya es tarde”, “que debería haber consultado antes” y que “ ahora las posibilidades de recobro son francamente difíciles”.

Esta historia ficticia, pero que a diario se repite es ilustrativa del origen de los problemas de los impagados, y en consecuencia de la Morosidad.

Ante tal hecho, la estrecha colaboración Cliente-Abogado, se convierte en un elemento integrador de cualquier empresa.

El consejo profesional y la experiencia del Letrado, actuarán en consecuencia, según requiera la situación de cada caso, optando por una “labor preventiva” , la “negociación extrajudicial”o “la intervención judicial”, si no hay más alternativa. Pero eso sí siempre con UNA INTERVENCIÓN A TIEMPO.

Una gran mayoría de los casos de morosidad se podrían solventar, llevando el caso a los profesionales del tema, desde el inicio del impago, no como suele suceder, que se acude al Letrado cuando las posibilidades son francamente escasas, por no decir ningunas.

En los próximos artículos desmenuzaremos, más profundamente, todas y cada una de las problemáticas que se desenvuelven en el complejo mundo de la morosidad.

Comments are closed.

Dónde estamos

Bufete en Mataró: C/ Sant Augustí 1 en 08301 Mataró

Bufete en Barcelona: Pl. Catalunya 8 3º2ª en 08007 Barcelona

Contactos: 93 790 63 58

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies. CERRAR

ACEPTAR
Aviso de cookies